Jump to content
News Ticker
  • Bikemontt Ciclismo al sur del Mundo
Sign in to follow this  
patne

Cerezas y deporte

Recommended Posts

http://www.elmundo.es/elmundosalud/2006/06...1151337364.html

Antes de hacer ejercicio, tome cerezas

El zumo de estas frutas previene el dolor y la pérdida de fuerza muscular

Foto: El Mundo

ISABEL ESPIÑO

MADRID.- El zumo de cereza puede aliviar algunos de los síntomas de daño muscular que ocasiona el deporte. Esta es la conclusión de un ensayo británico con una decena de deportistas que tomaron la bebida en los días previos y posteriores al ejercicio.

"Estos resultados tienen aplicaciones prácticas para los atletas, pues el rendimiento tras un encuentro deportivo se ve fundamentalmente afectado por la pérdida de fuerza y el dolor. Además de ser un tratamiento eficaz para minimizar los síntomas del daño muscular que induce el ejercicio, el consumo de zumo de cereza ácida es mucho más conveniente que muchos de los tratamientos que se han presentado en la literatura [científica, como fármacos antiinflamatorios o sustancias antioxidantes]", concluyen los autores en su artículo, publicado en la edición on line del 'British Journal of Sports Medicine'.

Los autores decidieron evaluar los efectos de esta bebida porque las cerezas ácidas son una buena fuente de sustancias con propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, por lo que ya se había hablado de que podían ser eficaces para aliviar los síntomas de problemas inflamatorios.

El experimento

Para evaluar estos síntomas, los autores han estudiado a 14 voluntarios jóvenes que tomaron el zumo (dos botellas diarias de 35 cl, equivalentes a 50 o 60 cerezas cada una) o una bebida placebo (con sabor a cereza pero sin las propiedades de estas frutas) durante ocho días. Al cuarto día, realizaron la prueba física: extender el brazo agarrando una palanca que ejercía resistencia (un movimiento llamado contracción excéntrica).

Dos semanas después de este experimento inicial, se repitió el ejercicio con el otro brazo y los que habían tomado inicialmente el placebo recibieron en la segunda prueba un zumo verdadero, y viceversa. Los autores evaluaron cuatro signos de daño muscular: el dolor a la hora de hacer actividades cotidianas (abrir una puerta, cepillarse los dientes...), la sensibilidad del músculo ante un estímulo doloroso, la fuerza para flexionar el codo y el rango de movilidad de esta articulación.

De este modo, vieron que cuando los voluntarios habían tomado el zumo de cereza presentaban menos dolor (2,4 puntos, en una escala de 0 a 10) que cuando tomaban el placebo (3,2 puntos). Además, con la bebida de frutas las molestias alcanzaban su punto máximo a las 24 horas de haber realizado el ejercicio y después empezaban a disminuir, mientras que con el placebo el dolor seguía aumentando hasta las 48 horas después de la prueba. Asimismo, la pérdida de fuerza también fue mucho mayor con la sustancia placebo: 22%, frente a 4%.

Por el contrario, ni la sensibilidad del músculo ni la movilidad del codo se vieron modificadas por las cerezas. "Aunque los resultados de este estudio sugieren un efecto protector del zumo de cereza, no es posible concluir que la suplementación evite totalmente el daño muscular, porque sólo dos de los cuatro marcadores de daño mostraron un efecto", aclaran los autores, del Laboratorio de Rendimiento Humano de la Universidad de Vermont, EEUU.

Explicación

"De todos modos, claramente hubo una preservación de la función muscular atribuible al zumo de cereza", matizan.

Estos especialistas explican así los efectos del zumo de cereza: "Inicialmente, el daño que ocasionan las contracciones excéntricas [el tipo de movimiento que se hacía en el experimento] consiste en una rotura de las fibrillas musculares y una lesión de la membrana celular. Cuando este daño muscular se extiende, desencadena una respuesta inflamatoria local que lleva a una exacervación del daño. Es posible que los efectos antiinflamatorios y antioxidantes del zumo de cereza medien en esta respuesta secundaria y eviten la prolifetación de roturas fibrilares".

post-1980-1199381043.jpg

Edited by patne

Share this post


Link to post
Share on other sites

buen dato... ahora que las cerezas están en su punto vamos a hacer unos jugos...

alguna técnica para sacar el carozo rápidamente?

Share this post


Link to post
Share on other sites

LA LEYENDA DEL CALAFATE

Pintura de Jean Winterhalter

publicada en el libro "Flores de Bariloche"

Editorial Librería Nauman - 1963.

Al llegar la primavera los pajaritos retornaron a sus paraderos y se instalaron nuevamente entre los matorrales que rodeaban el toldo. Al verlos, la anciana se alegró mucho de volver a disfrutar su compañía. Como era bruja, sabía entenderse con ellos y les preguntó por qué se habían alejado. Las aves le respondieron que se marchaban porque si se quedaban allí se morirían de hambre, pues en invierno, cuando la nieve todo lo cubre, no encontraban nada para comer. Entonces la anciana les dijo que, si prometían no volver a abandonarla, a su debido tiempo les mostraría un alimento que ellos no conocían, pero que era muy abundante. Así fue como, al finalizar el verano y cuando los pajaritos reunidos en bandadas comenzaban nuevamente a emigrar -incluso los más precavidos ya se habían marchado- ella reunió a los que quedaban y les mostró las azules bayas de que estaban llenas las ramas de los calafates.

Tomando algunas en sus manos, las estrujó, y ofreció a los pajaritos las jugosas semillas que todos comieron con avidez y sin ningún temor hasta quedar ahitos. A partir de entonces, ninguno dc los que comieron esa fruta pensó en emigrar; todos se quedaron entre los matorrales, a la espera de que sus ramas volvieran a poblarse con las deliciosas bayas que les había enseñado a comer la bruja india. Experimentaron tan intenso deseo de volver a probar ese alimento que, desde entonces, y aun cuando la nieve alcanza a cubrir totalmente los matorrales, puede comprobarse que los pajaritos siguen revoloteando en su interior, confiando en que la generosidad del calafate les recompensará con creces su sacrificio invernal, y que al finalizar el verano volverán a banquetearse opíparamente con las sustanciosas bayas azules que producen sus ramas.

Las aves que emigran. si bien no comen directamente la fruta buscándola en las ramas de la planta, como ocurre con el chorlo, por ejemplo, tienen sobrada ocasión de probar alguna de las que arrastra el viento, y por esta razón los indios creían que quedaban embrujados y todos los indios volvían a visitar la Patagonia. Las aves regionales que no emigran, como en el caso del chingolo y la calandria, anualmente ratifican esta antiquísima leyenda, pues cuando maduran las frutas, al finalizar el verano, todas -con excepción de las carroñeras-, incluso el gigantesco ñandú, lucen sus picos teñidos de intenso y llamativo color azul.

post-12-1199387737_thumb.jpg

Share this post


Link to post
Share on other sites

cereza pa la vuelta al lago!!!

Share this post


Link to post
Share on other sites

Yo lei "cervezas y deporte" :wacko:

Share this post


Link to post
Share on other sites
cereza pa la vuelta al lago!!!

Un juguito ahi en la caramayola :D

Share this post


Link to post
Share on other sites

Create an account or sign in to comment

You need to be a member in order to leave a comment

Create an account

Sign up for a new account in our community. It's easy!

Register a new account

Sign in

Already have an account? Sign in here.

Sign In Now
Sign in to follow this  

  • Who's Online   0 Members, 0 Anonymous, 494 Guests (See full list)

    There are no registered users currently online

×